Hace unos meses apareció un estudio que afirma que los perros que se alimentan con cuellos de pollo de forma habitual, acaban padeciendo hipertiroidismo.

Esta noticia por supuesto ha llevado a la alarma a los usuarios de comida natural, por lo que junto con la supervisión del artículo por parte de mi amigo y veterinario Vincenzo de Ioanni, he decidido hacer frente al estudio y dar mi punto de vista.

 

¿Qué es el hipertiroidismo?

Primero vamos a resumir un poco la enfermedad de la que nos hablan.

El hipertiroidismo es una enfermedad que se caracteriza por el aumento de la actividad funcional de la glándula tiroides y el exceso de secreción de hormonas tiroideas, esta condición provoca:

  • Bocio.
  • Hiperactividad.
  • Pérdida de peso.
  • Taquicardia.
  • Ojos saltones.
  • Entre otros síntomas.

 

Las causas que se describen para esta enfermedad son:

  • Tumor a nivel tiroideo.
  • Malformación tiroidea.
  • Enfermedad autoinmune (tiroiditis).
  • Ingesta o exposición frecuente a tóxicos.

 

Analizando el estudio…

Lo primero que me llama la atención es que se le pueda llamar estudio a una muestra de solo 12 perros… es decir, que en un estudio retrospectivo desde 2006 a 2012, solo 12 perros valen para dicho estudio… 

¿Cuántos perros no sirvieron para dicho estudio? ¿cuantos perros en el mundo consumen dieta natural? lo que sí podemos afirmar, es que actualmente existe un rango muy alto de perros alimentados con dieta natural, incluidos cuellos de pollo y otros animales, sin problemas de tiroides.

Me pregunto, si al igual que en otros valores analiticos, los parámetros en los que se basan las máquinas que realizan los análisis, no deberían ser actualizadas e incluir parámetros para animales que no se alimentan de pienso. Esto lo comento, porque como bien sabes, un perro que se alimenta de una dieta natural cruda, puede tener alterados algunos parámetros analíticos y no suponer una patología.

¿Y si los niveles de tiroides en sangre no fueran suficiente para demostrar un hipertiroidismo? Ya que en el estudio habla de que 6 de los 12 perros no mostraban sintomatología.

Es decir, si por ejemplo yo atiborro a mi perro de azúcar, en sangre va a tener unos niveles altísimo si hago justo una analítica, pero ¿eso me confirma que mi perro es diabético? no… significa que en el momento del análisis, su concentración sérica era alta, nada más.

¿Por qué hablo de la ingesta del azúcar? , porque en el estudio sólo nos dicen que la causa es el consumo de cuellos con sus tiroides, cosa de la que hablaremos también más adelante, no nos dice si por ejemplo esos dueños daban algún tipo de suplemento como algas marinas, las cuales pueden causar hipertiroidismo por el yodo que estas administran al animal, o si se descartó alguna enfermedad autoinmune, tumor tiroideo, ya que sabemos que son las causas más comunes de hipertiroidismo en perros.

Por ejemplo, ¿sabías que el bisfenol A, que está presente en las latas de aluminio de muchas comidas comerciales para animales, puede producir hipertiroidismo en los perros y gatos?.

La tiroglobulina es una proteína a partir de la cual se sintetizan las hormonas T3 y T4, está se encuentra en la tiroides y en caso de ser ingerida por nuestros perros lo normal es que esa proteína se digiera y se convierta en aminoácidos y no en hormonas.

Referente a la concentración de tiroxina en los cuellos de pollo, lo primero que quiero anotar es que, cuando un animal muere, el metabolismo cesa y la secreción de hormonas deja de producirse, esto unido a que la vida media biológica de T3 y T4 en pollos son aproximadamente 3 horas (Singh et al., 1967; May et al., 1973), que es mucho más corto que en especies de mamíferos, me hace pensar que cuando ese cuello es consumido, no posee ningún tipo de hormona.

Aparte, si miramos la localización de la glándula tiroidea, podemos ver que son dos masas rojizas a ambos lados del cuello, ¿crees que estas glándulas están presente en todos los cuellos que damos a nuestros perros??

Mira donde está localizada la glándula tiroides:

16mf

Y esta es la parte del cuello de pollo que se vende y por consiguiente la que consumen nuestros perros. Es decir, la tiroides se encuentra en una capa más externa a la que forma parte del cuello de pollo con el que alimentamos a nuestros animales.

cuello_pollo_avicolasanchez

Otra duda que me viene a la cabeza es la absorción de la hormona en caso de que llegara al estómago.

En personas, la suplementación de hormonas tiroideas debe hacerse en ayunas para que ningún alimento, medicamento o digestión paralela disminuya la absorción de la hormona.

En perros no es así, se suele administrar cada 12h, pero no se hace en ayunas. ¿No es posible que los alimentos con los que comparte la digestión, impidan su absorción?

Si a esto le añadimos el ph ácido del estómago de nuestros perros barferos, ¿qué cantidad de hormona tiroidea no sería destruida?

Según el Dr. Sánchez Franco (endocrinólogo), “la hormona tiroidea es una molécula especialmente sensible a factores físico-químicos”.

También habla de cómo influye la bajada del ph del estómago en esta absorción, si quieres verlo más detallado está en este vídeo.

 

Conclusión

Lo único en lo que estoy de acuerdo, es en que en la dieta natural, la variedad es necesaria, y que no debemos basar la parte de los huesos carnosos de nuestros animales, solo en cuellos, aparte de que estos son muy bajos en carne y podrían no ser los más adecuados para llamarse carnosos.

Considero que es un estudio alarmista a la vez que poco estadístico y que no debemos darle más importancia de la necesaria, es decir, dar variedad en la dieta.

De hecho puedo anotar que tengo varios pacientes con problemas tiroideos que al dejar el pienso, han regulado las hormonas de forma natural, simplemente con el cambio de dieta, sin suplementos ni añadidos, una dieta natural completa.

Aún hay más, Vincenzo tiene pacientes en la clínica que han comido durante más de un año solo cuellos de pollo como hueso carnoso y no tienen problemas tiroideos. Te dejo una analítica de uno de ellos.

Espero que te haya gustado el artículo y comprendas que antes de dejarse llevar por el miedo hay que analizarlo todo mucho más a fondo 😉

Qué pienso es el mejor

Únete a la comunidad

Apúntate al newsletter y recibirás puntualmente las mejores técnicas, trucos y secretos sobre la dieta BARF.

¡Conviérte en un experto en alimentación animal!

Es GRATIS.

¡Bien hecho! Solo tienes que confirmar tu suscripción en el e-mail que te ha llegado.