La calabaza es un alimento con muchísimas propiedades, que podemos aprovechar para las dieta BARF de nuestros perros, podemos encontrar distintos tipos de calabaza e incluso diferentes colores tanto de la piel como la pulpa, pero todas poseen los mismos beneficios.

Se utiliza en las dietas para perros ya que tanto piel, pulpa como las propias semillas tienen efectos beneficiosos en nuestros amigos.

Su contenido en agua y su facilidad de asimilación la hace ideal para dietas blandas, para aquellos perro que tienen problemas digestivos de cualquier índole, si es cierto que todo depende el animal y hay que valorar antes su tolerancia pero es un alimento mucho mejor que cualquier cereal (como el arroz) cuando por ejemplo queremos cortar una diarrea en nuestro amigo.

La cáscara tiene un alto contenido en fibra que ayuda a la transición de los demás alimentos por el intestino, ayuda a la absorción de nutrientes y a la eliminación de toxinas, por lo que se dice que la calabaza es un gran antioxidante y diurético.

Para mí la cualidad más desconocida e interesante es la de las semillas, ya que son potentes antiparasitarios cuando se dan trituradas, estas pipas tienen un aminoácido que paraliza la musculatura de las tenias, acaba con los vermes planos  y otras lombrices intestinales, sin los efectos secundarios de los antiparasitarios convencionales.

Aparte de eso tienen un gran poder antiinflamatorio, usándose por ejemplo en problemas urinarios (cistitis) o en machos en problemas de próstata y gracias al contenido en ácidos grasos que tiene es bueno para la prevención de problemas cardiovasculares.

La calabaza en la cantidad apropiada, por supuesto, tiene muchos minerales y vitaminas (la más destacada la vitamina A) que complementa la alimentación de nuestros canidos domésticos, que debe basarse como ya sabéis en un alto porcentaje de carne, vísceras y huesos.

Qué pienso es el mejor

Únete a la comunidad

Apúntate al newsletter y recibirás puntualmente las mejores técnicas, trucos y secretos sobre la dieta BARF.

¡Conviérte en un experto en alimentación animal!

Es GRATIS.

¡Bien hecho! Solo tienes que confirmar tu suscripción en el e-mail que te ha llegado.